Andalucía Económica

Blockchain o cómo gestionar la confianza en la era digital

Joaquín López Lérida, profesor de la Escuela de Organización Industrial, desentraña las implicaciones del internet del valor en los negocios. Su ponencia ha tenido lugar durante de la presentación del Programa y Club de Emprendimiento Empresarial en la sede de EOI en Andalucía.

25 mayo 2018
 

La sede de la Escuela de Organización Industrial (EOI) en Sevilla ha acogido la presentación del Club de Crecimiento Empresarial, segunda fase del Programa Crecimiento Empresarial, orientado a incrementar el tamaño y mejorar la competitividad de la pyme industrial española.

IMG_5117

La Dirección General de Industria y de la Pyme, dependiente del Ministerio de Economía, Industria y Competitividad, a través de EOI, ha puesto en marcha este año este Club para dar continuidad al Programa de Crecimiento Empresarial, donde se impulsa el crecimiento de las pymes del sector industrial. Mediante esta iniciativa, las empresas participantes trabajan en sus empresas ámbitos como la innovación, digitalización, recursos humanos, marketing y comunicación, operaciones y financiación.

En dicho acto de presentación han participado Francisco Velasco, director de EOI en Andalucía, y Luis Sánchez, director de Programas de EOI, quien ha comentado que “con el Club de Crecimiento Empresarial, las 441 empresas industriales atendidas en las tres convocatorias organizadas desde 2015, así como las entrantes en futuros programas, tendrán ocasión de mejorar su competitividad a través de formación, participando en talleres y accediendo a servicios de coaching o mentoring. También se atenderán dudas de los socios y se podrá asistir a entrevistas, foros o mesas redondas con personas de relevancia, vía Internet. Igualmente, podrán participar en programas gestionados por instituciones con las que DGIPYME haya concertado su acceso en condiciones preferentes”. A partir de la web www.clubcrecimiento.com, se van a ofertar también nuevos servicios de asesoramiento a las empresas que participen o hayan participado en el Programa, incluyendo un total de 2.400 horas de asesoramiento.

Este nuevo servicio supone un paso más en el apoyo al crecimiento empresarial, tras haberse testado a través de una encuesta, que ha revelado que un 84,2% de las empresas participantes en el Programa han implementado ya su plan de desarrollo o está en vías de su ejecución. Asimismo, las pymes destacan el impacto registrado en su orientación estratégica, su mayor eficiencia en su capacidad competitiva y su acceso a nuevos clientes o mercados.

El perfil de las empresas industriales acogidas al programa ha experimentado un aumento progresivo de sociedades con un mayor número de trabajadores, en donde un 91% de las pymes tenía en 2017 entre 10 y 50 trabajadores, mientras su facturación superaba los dos millones de euros anuales. Por sectores industriales, sobresale la presencia de fabricantes de alimentación, textil y bebidas, seguidos del metal y maquinaria y equipos, según se ha expuesto durante la presentación de la iniciativa.

Con posterioridad a la presentación del Programa y Club de Crecimiento Empresarial ha tenido lugar la ponencia ¿Cómo hacer crecer tu negocio con Blockchain?, de la mano de Joaquín López Lérida, Profesor de EOI, que ha gozado de una gran acogida por parte de los asistentes.

En ella, López Lérida ha comentado que “el blockchain afecta a la llamada gobernanza del dato, en la que el cliente no tiene control, ha de validar su identidad completa e implica complejidad, entre otros factores. El paso a la llamada b-identidad, posibilitada a través del blockchain, empodera al usuario a la hora de proteger y compartir sus datos, sin complejidad y sin ser atacable, con disponibilidad permanente, posibilidad de identificarse parcialmente y sin intercambio de datos”.

El blockchain es, de manera simplificada, un fichero formado a partir de una cadena de bloques, que se esparce a una red de ordenadores para que todos compartan los mismos bloques. Es tan disruptivo porque da lugar a la desintermediación de la confianza, ya que esta, así como la tecnología, es distribuida, no está concentrada en un único punto, por lo que no es atacable; es inmutable, pues los datos incorporados no son modificables; es perpetuo y es global. Su grado de avance es, además, similar en todo el mundo.

Asimismo, no existe un único tipo de blockchain, sino que destacan algunos casos en el mundo como Bitcoin, Excellium, Ripple, Cardano, Litecoin o Hyperledger, el preferido en el ámbito empresarial, entre muchos otros.