Andalucía Económica

Ángel Camacho controla sus aceitunas de mesa desde el campo a los supermercados

La compañía de alimentación ha creado el proyecto “Camacho Integra”, un novedoso sistema de evaluación de agricultores. El objetivo del proyecto es integrar a los agricultores en su cadena de valor. El proyecto apuesta por la trazabilidad, la seguridad alimentaria y la sostenibilidad de los agricultores.

24 julio 2017
 

La empresa de alimentación Ángel Camacho, fabricante entre otros muchos productos de las aceitunas Fragata, de las mermeladas La Vieja Fábrica y de las infusiones funcionales Susarón, acaba de implantar un novedoso sistema de evaluación de agricultores. Este procedimiento de evaluación nace ante la necesidad de controlar la aceituna de mesa, principal unidad de negocio de la compañía, desde el origen del producto, el campo, hasta los puntos de venta. Surge como respuesta a las diferentes legislaciones en materia de residuos fitosanitarios existente en los mercados internacionales.

Agricultor homologado

Olive trees in a row. Plantation and cloudy sky

Olive trees in a row. Plantation and cloudy sky

El sistema consiste en analizar, clasificar y seleccionar los mejores proveedores (agricultores), asesorándolos sobre diferentes aspectos que inciden en la mejora de sus cosechas. Para dar este soporte se utilizan diferentes herramientas: técnicos de apoyo por zona, estaciones fitopatológicas, un foro técnico agrícola e información relevante como puede ser un listado de materias activas recomendadas por plaga y enfermedad. Todo ello, con el claro objetivo de garantizar el cumplimiento normativo interno definido en el Reglamento General del Sistema de Evaluación de Proveedores de Ángel Camacho que, apuesta por la trazabilidad, la seguridad alimentaria, la eficiencia y el control de la cadena de suministro, así como garantizar la sostenibilidad de los proveedores. El proyecto, además, tiene como objeto fijar las pautas de gestión a desarrollar por los agricultores para ser proveedores de Ángel Camacho.

El pasado año se realizó una prueba piloto con algunos proveedores estratégicos, cooperativas agrarias y centros de compras de Ángel Camacho, obteniéndose resultados muy satisfactorios, controlando la totalidad de las producciones de estas aceitunas.

En este año 2017, el proyecto ha dado un paso adelante incrementando la selección a un gran número de agricultores. De esta forma se controlará técnicamente la totalidad de las necesidades de compras de aceitunas de la compañía, y lo que es más importante conseguirá adherir a los mejores agricultores, asesorados por el equipo técnico de Ángel Camacho, que dedica 365 días al año de su tiempo a los agricultores para lograr una mayor eficiencia en sus fincas, alcanzando ahorros considerables.

El proyecto, denominado ‘Camacho Integra’, supone una integración total de los agricultores en la cadena de valor. Esto permitirá trabajar conjuntamente, con una serie de herramientas técnicas, para de esta forma poder homogeneizar y conseguir aceitunas que se ajusten a los más altos estándares de calidad establecidos por los mercados internacionales.

Ángel Camacho Alimentación
Ángel Camacho Alimentación es una compañía familiar de alimentación con una clara vocación global, formada por un grupo de empresas reconocidas internacionalmente. Con ventas en más de 90 países, es actualmente el principal proveedor de aceitunas de mesa en todo el mundo.

Desde hace más de 100 años, la empresa produce y distribuye una amplia gama de productos alimentarios. Entre ellos, aceitunas de mesa, aceites de oliva y encurtidos bajo las marcas Fragata y Mario, mermeladas La Vieja Fábrica y Stovit, e infusiones funcionales Susarón.

La empresa cerró el ejercicio 2016 con unas ventas consolidadas de 207 millones de euros y cuenta con una plantilla de 800 empleados. La actual estrategia corporativa recoge inversiones relevantes en la mejora de sus procesos industriales, así como en la mejora de las instalaciones de procesado y envasado de sus diferentes líneas de producto (aceitunas, mermeladas, infusiones).